En el momentoAPT Padel Tour Oeiras Abierto, pudimos hablar con la joven jugadora argentina Nerea Derbis. Desde lo alto de sus 19 años, nos cuenta su historia y su trayectoria en el padel.

Padel Magazine : Cuéntanos un poco sobre tu historia.

Nerea Derbis: Empecé con unos 12/13 años y era una chica que siempre había hecho mucho deporte: hacía todo lo que podía. Empecé con el tenis, luego mis padres crearon un club. Pero no me dije "bueno, me voy a dedicar a padel y luego voy a jugar para los profesionales.

Hice esto porque me gusta mucho este deporte, simplemente. Y un día me llamó una chica para preguntarme si quería jugar con ella las clasificatorias para el mundial. Dije que sí, sin saber en lo que me estaba metiendo.

Y a finales de ese año, en 2015, nos encontramos segundos y nos convocaron para ir al Mundial con la selección. Fui al Mundial de México y pensé “bueno, a lo mejor me gusta este mundo”.

Allí conocí a mucha más gente y cuando regresé de México les dije a mis padres que quería empezar a entrenar con un entrenador y así empezó todo.

Sacrificios inevitables

PM: ¿Cómo decidiste irte para intentar vivir de tu pasión, que es padel ?

N / A: A lo largo de los años, de 2015 a 2018, jugué con la selección nacional. A medida que avanzaba, me di cuenta de que si quería tratar de vivir de padel, tenía que ir a España. En Argentina, por diferentes circunstancias, no se puede vivir en padel. Puedes competir, pero realmente no puedes ganarte la vida.

Así que nos estábamos preparando con mis padres para el día en que llegaría a la mayoría de edad y me iría. Primero fui a Málaga. Mi último año como menor fue el 2020, cuando empezó el COVID. Entonces perdí mi último año de minoring, perdí mi último año de colegio… pero bueno, me dio la oportunidad de poder entrenar más. Así que traté de venir en 2020, pero como la frontera estaba cerrada, no pude. ¡Mis padres estaban felices porque en realidad no querían que me fuera! Entonces dije “bueno, no pasa nada, seguimos entrenando y cuando pueda ir, iré”.

No fue hasta el 2021, en marzo, que logré obtener un acuerdo para poder hacer los millones de trámites que había que hacer para poder salir. En ese momento ya estaba con Cartri, una marca que me dijo “te buscamos un lugar en la Academia de Málaga”.

Me fui, me fui a Málaga y estudié allí un mes. Y de repente me dije “bueno, no estoy bien aquí, quiero ir a Madrid”. Y me mudé a Madrid porque allí tenía familia y más amigos. Y ahí es donde empezó todo.

PM: Empezaste a tocar el World Padel Tour, entonces el APT Padel BIOLUMINISENCIA...

N / A: Era algo que siempre había visto en la televisión. ¡Era un sueño para mí! Y cuando participé en mi primer World Padel Tour, fue una revolución porque es algo que muchos sueñan pero muy pocos logran. Viniendo de un pueblo tan pequeño, tuvo muchas repercusiones.

PM: ¿De qué pueblo eres?

N / A: Yo vengo de un pueblito del interior, que está a 500 kilómetros de la capital y somos 5 contando las vacas (risas), es muy chiquito. Se llama Casbas. No sé si alguien sabe, está entre Bahía Blanca y Trenque Lauquen.

Un mal por un bien

PM: Cuéntame cómo te sentiste cuando tuviste que anunciar tu partida a tu familia.

N / A: No es tan difícil irse. Durante la preparación me sentí muy bien, igual que cuando llegué aquí. Me sentí listo y quería venir aquí. Ahora, la noche anterior cuando supe que me iba al día siguiente, me estresé. Pero realmente quería esto y quería dejar a mi familia para ir a hacer esto. La vida está llena de dudas, pero tienes que decirte a ti mismo “Quiero salir y probar porque creo que sería peor si no lo hiciera”.

Es duro porque estamos lejos y mi familia no puede venir a visitarme, y yo tampoco puedo ir a verlos, pero estoy feliz con la vida que tengo aquí.

PM: ¿Qué le dirías a una chica que quiere ser como tú?

ND : Le diría que si realmente lo quiere con todo su corazón, debería intentarlo. Creo que lo más importante es el apoyo de la familia. Si tienes gente detrás de ti que siempre te ha apoyado y que te sigue apoyando en las buenas y en las malas, tienes que intentarlo. Tienes que luchar si tienes que venir aquí.

Tuve que adaptarme, iba a entrenar toda la mañana para trabajar por la tarde. Es duro porque es mucho sacrificio y mucho cansancio. Pero en definitiva, creo que el cansancio mental adicional por la distancia, si sabemos sacarle la energía positiva, lo podemos expresar en el campo.

Su perfil como jugador

PM: ¿Cómo definirías tu juego? ¿Qué tipo de jugador eres?

N / A: Solía ​​jugar por la derecha y hace muy poco comencé a jugar más por la izquierda y de hecho me siento cómodo de ese lado. Una de las razones por las que cambié al lado izquierdo fue que empezaba a sentirme muy en forma físicamente. Y creo que me caracterizo por tener mucha paciencia, nunca dejar un solo balón por perdido.

En cuanto a los otros jugadores, una pequeña anécdota: mi cabello estaba un poco más corto y me dijeron que de atrás me parecía a González. Cuando jugaba por la derecha, me gustaba mucho Delfi Brea. Y ahora que vivo mis primeras aventuras por la izquierda, me gustaba mucho Ari Sánchez.

PM: ¿Cuál es tu sueño?

N / A: Mi sueño es siempre poder dar lo mejor de mí en cada partido y ser siempre competitivo. Uno de mis sueños para este año cuando comencé a escribir era poder tener un equipo con quien trabajar.

Lo logré porque tengo un fisioterapeuta, un preparador físico, un padel y un séquito que me apoya en Madrid. Ya era un sueño hecho realidad. Y hacerlo bien, cuidarme con las comidas y darme tanto en los entrenamientos y demás, eso me da confianza.

Si los resultados no llegan ahora, llegarán en algún momento, pero sé muy bien que al final de cada semana estoy convencido de que hice todo bien y luché por cada balón.

Vea la entrevista completa a continuación:

Blanca Cretinon

Inicialmente atraído por el tenis, quiero interesarme por padel para descubrir las diferentes caras ocultas de este deporte. Por eso decidí unirme al equipo de Padel Magazine. ¡Nos vemos pronto en los terrenos!